CICLÓPEO PICO - a Gabriela Amorós -




Imagen descargada de Google

Poema dedicado a Gabriela Amorós



En lo alto de un cerro habitan letras blancas sobre páginas negras.
La sabia y joven reina del singular pergamino, 
ataviada de azabache y claros de luna, 
me recibe entre jeroglíficos de palabras.
A ciegas palpo los conductos de su alma,
a tientas recorro sus atávicos enigmas,
respiro sus símbolos secretos.
Poco a poco mi cuerpo se transmuta en águila.
Planeo sobre su feudo.
Con vista sagaz arranco con ciclópeo pico 
luminarias de su piel sapiente.
Alzo el vuelo y en la distancia aún puedo sentir en mi costado
la cómplice sonrisa de la soberana reina del lugar.

Mercedes Ridocci


Comentario de Graciela Amorós, espero paséis por "su reino" y saboreéis sus letras.






Gabriela Amorós dijo...

Una Reina evanescente traspasa el alambique de mi alma para magnificar el Imperio del Aire, para irradiar su néctar de ocaso y convertir a la noche en un mero disfraz.

Majestuosa y libertaria, tu presencia, Mercedes, mi amiga, poeta y belleza mecida por el éter, la presiento unas veces en mis textos y otras me deleito descubriéndote, sabiéndote en los mundos que me impulsan a escribir... aunque otras veces siento que el pálpito de mis dedos sobre las teclas son obra de tu danza hechizada...

Es un poema increíblemente maravilloso, de un impulso visual poderoso y un mensaje intenso. La imagen que elegiste me ha parecido muy especial y es curioso que así me imaginé el escenario.

Gracias amiga mía, mi admiración y cariño, mi emoción por estos versos que me dedicas y también por toda tu obra poética que sabes que está hermanada con la mía.

Ha sido maravilloso saberte aquí en la blogosfera.

Un abrazo infinito.