TURBULENCIAS- Vídeo poema - Mercedes Ridocci



Vídeo-poema - Mercedes Ridocci


TURBULENCIAS

Agua que fluyes
nítida y serena,
reposa el lodo en el fondo de tu rumbo
Segura, sin miedo,
ajena al légamo
que silencioso se alza hacia ti.
Alguna piedra, alguna roca
macula tu transparencia
y tambalea tu cadencia sosegada.
Otra piedra, otra roca,
otra y otra,
te golpean
Tu ritmo se acelera.
De las heridas mana tu sangre parda,
te abraza, te ahoga.
Te sacudes con fuerza
contra los escollos que estrechan tu camino.
Ciega, muda, sorda;
paralizada en el vertiginoso movimiento de tu ser,
el abismo se dibuja ante ti.


Turbulencias del alma.


© Lava del alma



CUENCA VELADA - CONCA VELADA


Fotografía del álbum: "Ecos"

Poema traducido al catalán por el poeta y traductor Pere Bessó



Agostado el deseo

la espalda aguarda el silencio.

Pendiente callada

cuenca velada

noches sin viajero.




© Mercedes Ridocci 




CONCA VELADA

Agostat el desig

l’esquena atén el silenci.

Vessant callada

conca velada

nits sense viatger.



Comentario adjunto a la traducción:

Querida Mercedes: Hermosa esa construcción poemática en esa sucesión de sintagmas que acaban en la metáfora del desamor, la ausencia y el vacío: ‘noches sin viajero’. Metáfora A de B, sumativa no sólo de planos real y simbólico, sino también de su capacidad de evocación por asociación: si la noche es el ‘tempus amoenus’ por excelencia, el tiempo propicio del amor, no menos lo es la alegoría del viajero, a lo largo de la larga tradición lírica universal.

El resto, geografía del paisaje corporizado...

Un mimo.

Pere Bessó.



LIBADO DE LUNA NUEVA

                                                           Imagen de Raúl Peñaloza de Moure


Libado de luna nueva
riega el lecho de los jóvenes amantes.
Con manos que jadean sudores y lenguas desatadas
exaltan los pliegues ignorados de sus cuerpos,
membranas hendidas destilan sangre impoluta,
aullidos de fuego arrebatan sus gargantas.
 
El alba les llegará sin avisar.


© Mercedes Ridocci