6/11/23

UN DORADO SUAVE


Traías en el rostro un dorado suave

un sabor a rojo empapó mi ser

fue tan dulce tu sonrisa

que perturbó mi alma.

Echo de menos el salado de tu piel

el olor a salitre de tu pelo

el manso azul de tus ojos

tu olor grabado a fuego en mi memoria

tatuado en mi corazón.

tintado en todo mí ser.


Poema e imagen - Mercedes Ridocci

No hay comentarios:

Publicar un comentario

  Quiere llorar y no puede, hace tiempo que se le agotaron las lágrimas al morir su hijo. Entra en su habitación todo está cual lo dejó, su ...